¿Por qué la Diáspora está en silencio?

En 2008, durante la firma de los protocolos armenio-turcos, el presidente de turno enfrentó una gran ola de descontento tras haberse volcado a la opinión de la Diáspora. Así, debido a las condiciones políticas, regionales e internacionales, Armenia retiró ese acuerdo y la Diáspora tuvo su palabra.
Hoy, después del infame anuncio del 9 de noviembre, la agenda de Armenia fue completamente entregada a Rusia, y la solución de los problemas de la región en la circunferencia de Turquía, Irán y Rusia se basan en intereses y concesiones mutuas, y la Diáspora es un observador silencioso.

La comunicación telefónica Erdogan-Pashinyan, el proceso de las relaciones armenio-turcas en general, la penetración y el papel turco, la política autocrática del gobierno armenio frente a ellos y el descuido mostrado hacia la Diáspora llevan a conclusiones equivocadas.
La Diáspora no se ha descuidado tanto desde la independencia de Armenia.
¿Se lo ignora porque los cimientos de la ideología nacional son sólidos?
¿Se lo ignora ya que las colonias no están bajo el contrapeso del gobierno armenio? Por ejemplo, el fenómeno de creación de nuevas organizaciones en algunos países, las intervenciones del comisionado de la Diáspora, la falta general de consulta con el Catolicosado de Cilicia y los partidos tradicionales sobre agendas importantes.

Uno de los temas importantes es que hay un gran número de figuras políticas en Armenia, pero no estadistas. La diferencia es grande. Puedes ser una persona buena, animada, impresionante y popular en la vida política, pero no tener una mentalidad estatal, y eso tendrá un impacto muy negativo en el trabajo en general y en el futuro de la patria en particular.
De hecho, las relaciones entre Armenia y la Diáspora ya no son lo que eran, y el tema es pensar, comprender, fortalecer al Estado, la imagen nacional, apegarse a los derechos, comprender, escuchar y hacerse comprender.
¿Guarda silencio la Diáspora sobre la cuenta de Armenia? ¿La Diáspora calla para no profundizar la división? ¿La Diáspora está tranquila por la desilusión?
El silencio de la Diáspora debería preocupar al estado de Armenia.

El silencio de la Diáspora debería hacer sobrios a los políticos de Armenia.
Deben saber bien que la Diáspora tiene una historia. La Diáspora es una fuente política, económica, potencial, cultural, sanitaria, educativa y humanitaria para Armenia.
No sabía cuánto contribuye esta forma de trabajar a construir un futuro brillante. Pero ciertamente no ayudaría. La pregunta no es quién es el primer ministro, quién es la oposición, quién es la mayoría. La cuestión es que Armenia está en peligro, y no sentirlo, no verlo, no vivirlo puede tener muy malas consecuencias.
El silencio de la Diáspora es preocupante.

El silencio de la Diáspora debería ser una preocupación de las autoridades de hoy. La Diáspora no será sustituida por acoso, mentiras y caras falsas. La Diáspora tiene su dueño. El dueño de la Diáspora son los armenios de Armenia Occidental. Los políticos deberían conocer esta sutileza, y si la conocen, serán estadistas.

Traducido de un artículo de Hagop Ladoian, publicado en Aztag Daily el 20 de julio de 2022.

SHARE ON

Submit a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.