Armenia, ¿tierra de misión para el Patriarcado de Moscú?

El 15 de octubre de 2021, el Centro de Información del Patriarcado de la Iglesia Ortodoxa rusa anunció la decisión de su sínodo de establecer una diócesis en Armenia. El evento es el primero, ya que ninguna estructura diocesana de esta Iglesia había existido antes en suelo armenio a pesar de los 163 años de ocupación rusa y luego soviética. El comunicado dijo que su primado llevará el título de "Obispo de Ereván y los armenios". ¿Guiño de la historia? Su primer titular es el arzobispo Leonid Gorbachev, cuya familia es originaria de Stavropol y Krasnodar, regiones donde hay grandes comunidades armenias antiguas. Después de su entronización canónica, el arzobispo Leonid conservará la mayoría de sus responsabilidades como jefe del "Departamento de Relaciones Exteriores del Patriarcado de Moscú". Desde 2016, ya estaba a cargo de la administración de las parroquias rusas en Armenia, así como en Vladikavkaz.

Un pasado como iglesia de guarnición.

Presente en esta parte de Armenia desde 1828, cuando la región fue anexada por Rusia, la Iglesia rusa cuenta actualmente con ocho lugares de culto en el territorio de la República de Armenia.

Durante casi un siglo, esta entidad eclesial fue en realidad sólo una "gran parroquia de guarnición", ya que la mayoría de sus iglesias fueron construidas dentro de los muros del ejército imperial. Naturalmente, era impensable que los soldados del Zar pudieran frecuentar los lugares de culto de una Iglesia considerada en el mejor de los casos como "heterodoxa", si no "herética", y por supuesto menos aún para ser admitida a su Eucaristía. El calificativo más amistoso que los rusos otorgaron a los armenios fue el de "monofisitas".

En la actualidad, el número de sus fieles es difícil de cuantificar. Reuniría a algunos de los 12.000 rusos "étnicos" que viven en el país - con la excepción de los 3.000 molokans que son considerados una secta por la Iglesia Ortodoxa Rusa - pero también a ucranianos y griegos del Ponto. También pertenecen a la Iglesia Ortodoxa Rusa las familias "mixtas" armenio-rusas y las tropas de la Federación Rusa con base en Armenia. Según el padre Arsen Grigoriants, rector de la parroquia de la Intercesión de la Santa Madre de Dios en el distrito de Kanaker en Ereván, él mismo de origen armenio, la mayoría de sus miembros son hoy armenios "convertidos" a la ortodoxia calcedonia.

A pesar de la modestia del número de sus fieles, alrededor de 600 personas, la Iglesia Ortodoxa de Georgia estableció formalmente una diócesis en Armenia (en Lori y parte de la región de Tavush) para basar sus demandas en ocho iglesias y monasterios en estas regiones que ella considera como si fuera suyo. Hasta el día de hoy, esta diócesis no está reconocida por las autoridades armenias. Al mismo tiempo, el Estado y la Iglesia de Georgia todavía se niegan a devolver docenas de sus iglesias a los armenios del país, incluidas más de 20 en Tiflis, la capital de Georgia. Muchos de estos santuarios han sido "georgianizados" después de ser despojados de todas las inscripciones y motivos decorativos armenios.

¿Hacia una Iglesia misionera?

A pesar de una "fraternidad de apariencia" reafirmada recientemente en la cumbre de líderes espirituales rusos, armenios y azeríes en Moscú el 13 de octubre, la Iglesia Ortodoxa Rusa está actuando de hecho como una entidad "misionera" en Armenia sin dudarlo, a través de la fundación de este diócesis, para sacudir abierta y brutalmente los principios eclesiológicos de la Iglesia universal, así como las buenas prácticas de la vida ecuménica. Pero no nos sorprende cuando analizamos la relación que tiene con otras iglesias, incluidas sus iglesias hermanas, incluido el Patriarcado Ecuménico de Constantinopla.

Está claro que una vez más, de acuerdo con una antigua tradición rusa y soviética, el sable ruso, luego la hoz y el cepillo de botella rusos, ahora funcionan en la misma dinámica, con objetivos comunes.

Justo cuando la Iglesia rusa anunció la creación de su "Diócesis de Ereván y los armenios", Sergey Lavrov hablaba sobre la conveniencia de abrir nuevas escuelas rusas en Armenia.

Por lo tanto, asistimos a una alineación muy excepcional, sin duda puramente fortuita, de los calendarios militar, cultural, religioso y diplomático de Moscú.

Azerbaiyán en emboscada

Después de la cumbre de los tres líderes religiosos, armenio, ruso y azerí, el sitio "365 días" de Ereván pronostica para este fin de semana de "novedades", esta vez del lado de Artsaj.

Este medio anuncia ni más ni menos que el traslado por Bakú de la Catedral del Santo Salvador de Todos desde Shushi a la Iglesia Ortodoxa Rusa. Desde el 21 de enero de este año, el sitio "lagazetteaz.fr" destinado a los amigos francófonos de Azerbaiyán preparó la opinión internacional escribiendo "que nunca hubo una iglesia armenia en Shusha" y presentando una tesis de conspiración que pretende demostrar que la catedral de Shushi, construida en estilo ruso, estaba destinada a recibir las devociones de los soldados rusos guarnecidos en la ciudad. El edificio fue entonces "disfrazado" como una iglesia armenia. Las "pruebas" de Bakú, sin duda, aparecerán con el fin del "arreglo" de la catedral y el levantamiento de las lonas que actualmente la esconden.

https://www.lagazetteaz.fr/news/politique/4047.html

-

Sahag Sukiasyan

por Ara Toranian el martes 21 de octubre de 2021

© armenews.com 2021

SHARE ON

Submit a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.